<

Isaías, 48:10

>

Te he purificado, aunque no como plata, te he probado en el crisol de la desgracia.

El versículo Isaías, 48:10 del capítulo 48 que nos presenta la versión 'La Palabra versión hispanoamericana' de La Biblia resulta muy interesante para realizar una lectura reflexiva y tratar de profundizar en la sabiduría de sus palabras. ¿Qué quiso decirnos Dios con el versículo Isaías, 48:10? El capítulo 48 consta de 22 versículos, que pueden ayudar a contextualizar y ofrecer mejores referencias para comprender lo que el Padre quiere decirnos en el versículo Isaías, 48:10.

A pesar de todo, ninguna palabra escrita en la Biblia está de más. Ninguna palabra falta. La palabra del Señor se constata en las Sagradas Escrituras, ya sea en la versión 'La Palabra versión hispanoamericana' o en cualquier otra de las versiones de la Biblia. Por eso, reflexionar sobre el versículo Isaías, 48:10 del capítulo 48 del libro Isaías, nos ayuda a ser mejores cristianos y a acercarnos más a Dios. Es bueno recurrir al versículo Isaías, 48:10 en todas aquellas ocasiones en que nos pueda servir de guía para saber cómo actuar o para traer paz a nuestros corazones.

Opiniones de nuestros usuarios

Jose Luis Santana Cuenca

Quisiera aprender cada versículo de la Biblia y poder recitarlos como hacen en las películas. comenzaré con el versículo Isaías, 48:10.


Antonio Jesus Sancho Cordero

El versiculo Isaías, 48:10 me hiso reflecsionar. Dios nos ama y debemos amarle. Amen.


Ismael Lozano Bravo

No conocía este versículo de la Biblia. Deberíamos leer más la Biblia para ser mejores personas. Ahora ya me voy a aprender el versículo Isaías, 48:10 de memoria para siempre.